Motorclan


PUBLICIDAD

Fiat 500 Abarth 1.4 Turbo, pequeño transporte divertido

Escrito por el 01/04/2013 en Fiat

Fiat 500 Abarth 1.4 Turbo

La marca italiana constructora de vehículos ha estado trabajando en la fabricación de coches compactos, uno de ellos es el Fiat 500 Abarth 1.4 Turbo, se trata de un medio de transporte divertido de conducir, cuenta con el espacio suficiente como para albergar a unos 4 pasajeros adultos.

Los colores y las formas destacan en toda su carrocería, uno de los detalles que más llama la atención es el par de franjas en color rojo que atraviesan la parte baja de las compuertas, además el parachoques incorpora un par de luces de iluminación diurna sobre un fondo color negro.

Deportividad

El Fiat 500 Abarth 1.4 Turbo cuenta con un nivel deportivo bien definido, los espejos retrovisores son pequeños, regulables en altura y en color rojo, además se le ha integrado un alerón trasero fabricado a base de fibra de carbono, ello eleva el nivel aerodinámico de la carrocería.

 Fiat 500 Abarth 1.4 Turbo

En los cuartos traseros también sobresalen dos vías de escape en color cromo, la llantas son de unas 18 pulgadas, los grupos ópticos combinan con el color blanco del exterior, además bajo el capó se ha incorporado un motor de 1.4 litros y 16 válvulas.

Potencia

A través del proceso de combustión interna el Fiat 500 Abarth 1.4 Turbo es susceptible de emitir un desarrollo equivalente a los 135CV de potencia entregados a un régimen de 5500 rpm, el par máximo es de unos 206 NM a 3000 rpm, dicha tracción se consigue en el modo de conducción sport.

 Fiat 500 Abarth 1.4 Turbo

Pero eso no es todo, la comodidad es algo muy importante en todo vehículo, sea éste pequeño o grande, y en cuanto al Fiat 500 Abarth puedo decir que es uno de los más prestacionales desde el punto de vista habitacional, con la incorporación de butacas, un volante multifuncional, pedales de aluminio, cinturones de seguridad, entre otros.

Entradas de aire

A parte de las tomas de aire frontales también incluye un par más en los cuartos traseros, éstas cumplen una doble función, en primer lugar funcionan como un detalle deportivo que mejora la resistencia al viento, y por otro lado ayuda a mantener la temperatura adecuada de los guardabarros.

Otros de los elementos que vale la pena destacar es el conjunto de molduras tanto en el portón trasero como en la parrilla delantera, éstos le agregan un toque cromado que destaca en todo momento. Y para concluir con la nota te dejo con la reproducción de una de las pruebas realizadas sobre el Fiat 500 Abarth 1.4 Turbo en carretera abierta.


PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Comentarios

Deja un comentario

Connect with Facebook